Errores que causan el envejecimiento de la piel

Errores que cometemos con demasiada frecuencia, errores que nos pasan factura cuando avanzan los años, errores que luego se lamentan… ¡Errores que debes solucionar cuanto antes!

Hoy te mostramos 10 errores que causan el envejecimiento de la piel. Nunca es tarde para modificar aquello que hacemos mal en nuestro día a día. ¡Toma nota!

Desmaquillar los ojos restregando o secar la cara a restregones

Desmaquillar los ojos sin cuidado alguno provocarás que la piel que los rodea, suave y frágil de por sí, pierda elasticidad. ¿La conclusión? Arrugas antes de tiempo. Lo mismo pasa al secarnos la cara: hazlo a toquecitos en vez de restregar. Lo bueno es que es uno de los errores de belleza más fáciles de solucionar. ¡La suavidad es la clave!

No aplicar crema hidratante debajo de tu base de maquillaje

La crema hidratante ha de aplicarse siempre antes de maquillarnos, sea cual sea tu tipo de piel. La ayudarás a estar elástica durante más años y además, es un pilar fundamental para que la base de maquillaje se deslice bien. ¡Dos en uno!

No desmaquillarse antes de acostarse

Sí, sabemos que hay días que la pereza se apodera de ti… Es uno de los errores de belleza más cometidos. ¡Pero no dejes que las noches de juerga te pasen factura! Nunca te acuestes sin limpiar tu piel. La mantendrás mucho más cuidada y evitarás un envejecimiento prematuro de tu piel

Depilar demasiado las cejas

Quizá ahora no lamentes tus “estropicios” en la depilación de cejas, pero en un futuro crecerán más débiles en aquellos sitios que has estado depilando erróneamente, incluso dejarán de crecer. ¡Ten mucho cuidado y no te pases de la raya! Es uno de los errores de belleza que más cometían nuestras madres y abuelas. Y si no, pregúntale a ellas.

No aplicar crema hidratante corporal a diario

¡Un error de belleza casi imperdonable! Especialmente en aquellas zonas donde la piel es más frágil. Las zonas como el escote, los muslos o el abdomen necesitan estar hidratadas si quieres reducir las arrugas de cara al futuro

No usar gafas de sol

¡No se diseñaron como complemento de moda, aunque también lo sean! Aunque creas que no las necesitas, tus ojos se entornan en ambientes de mucha intensidad solar, y por tanto, la piel que rodea los ojos se arruga. Usar gafas de sol te evitará patas de gallo prematuras. ¡Más vale prevenir que curar.

No usar protector solar

El sol es uno de los factores que más envejecen la piel. Una piel protegida contra el sol, ya sea verano o invierno, es una piel más joven. Se arrugará menos en un futuro, y además prevendrás graves problemas de salud. Es uno de los errores de belleza que más se intentan remediar hoy día.

No beber suficiente agua

Un error muy típico, por desgracia. Hidratar la piel desde dentro es el primer paso para tener una piel saludable. Agradecerás en un futuro (y también en el presente) beber 2 litros de agua al día: tu piel se arrugará menos y tendrá un aspecto mucho, mucho más sano.

No hacer ejercicio

El sedentarismo envejece. ¡Es un hecho! Practicar deporte de forma regular te ayuda a desarrollar tus músculos y a prevenir futuras dolencias. ¡La expresión “estoy hecho un viejo” nunca debe ir contigo.

Una dieta inadecuada

Somos lo que comemos. Es esencial que cuides tu organismo desde dentro. Si tu dieta es sana, tu piel será sana. Y por supuesto, tu salud no tendrá comparación con la de una persona con una dieta desequilibrada. Sin duda, uno de los errores de belleza más difíciles de modificar, pero también de los que más agradecerás hacerlo.

Deja un comentario