Prebase de maquillaje, el secreto de un cutis impecable

La prebase de maquillaje es una de las grandes desconocidas por los usuarios y aficionados al maquillaje, que a menudo se cuestionan la función y utilidad de este cosmético que todas las grandes marcas ofertan en sus gamas faciales. Lo primero que debemos saber es que el “primer”, como también es conocido, sirve para preparar el rostro para el maquillaje, unificarlo y permitir que este dure más.

Para quienes no lo han usado nunca, puede parecer un producto accesorio cuyos efectos redundan en los del propio maquillaje… ¡Pero nada más lejos! La textura y el acabado que adquiere una base sobre este tipo de prebases ofrecen un resultado profesional y realmente sorprendente sobre la tez.

Dependiendo del tipo de prebase de maquillaje, podemos encontrar diferentes beneficios y acabados: matificante, unificadora del tono, correctora, iluminadora, para poros dilatados, etc. Todas ellas funciones muy valoradas hoy en día, cuando lo más importante en cuestiones de maquillaje es lograr un rostro de «muñeca», sin manchas ni imperfecciones. 

En el mercado europeo podrás encontrar ejemplos como los de la marca W7, que dispone de una prebase transparente para todo tipo de piel, o una prebase-serum en un mismo producto. Technic también pone a nuestro alcance prebases para las pieles con rojeces o acné.

Lo ideal es elegir una que responda a las necesidades concretas del rostro en cuestión y que se combine con la base que aplicaremos después. Pon especial atención si tu rostro tiene tendencia a engrasarse puesto que deberás elegir los productos que sobrecarguen menos tu cutis y te ayuden a disimular poros y granos. De la misma manera, si tu piel es muy seca, opta por primers hidratantes. ¡El primer perfecto para ti te está esperando!

También encontrarás prebases para sombras de ojos, indispensables para evitar los indeseados pliegues cuando aplicamos productos en el párpado. Con su uso, las sombras se adhieren mucho mejor, duran más tiempo en perfecto estado y lucirán más intensas ya que el primer neutralizar el color del párpado, eliminando rojeces. Un ejemplo a un precio alucinante es la prebase de ojos Eye Do de Miyo en tono piel.

¿Cómo aplicarlo?

La prebase de maquillaje debe aplicarse siempre sobre el rostro limpio o tras la crema hidratante, masajeando hasta su total absorción. Bastará con un poco de producto extendido de manera uniforme. ¡Y cuidado con el contorno de los ojos! Insiste en la zona T para ocultar los poros y difuminar las líneas. Tu rostro quedará uniforme y perfecto para recibir la base de maquillaje.

Puedes utilizar tus dedos para aplicar el producto, masajeando para que se funda con tu piel. O puedes optar por un paso más profesional y aplicarlo con brocha: los maquilladores profesionales utilizan brochas específicas, como la Buenos Aires de Vanity Tools, que ofrece mayor imprimación, o una brocha kabuki.

Solo tienes que encontrar la tuya y prepárate para disfrutar de los beneficios de este cosmético cuya principal virtud es precisamente que pasa desapercibido entre nuestro maquillaje. Cuando veas el resultado de tu look tras usar la prebase de maquillaje, ya nada te parecerá lo mismo… ¡Un secreto de profesionales!

Deja un comentario